6
mail
Contacto
telefono
Teléfonos
telefono
Calcula
Home
/
Noticias
/
Tips de organización del cuarto de los niños

TIPS DE ORGANIZACIóN DEL CUARTO DE LOS NIñOS

El cuarto de los niños es el espacio que mayor atención demanda cuando de orden se trata. Te compartimos unos consejos que te facilitarán ese trabajo.

Es común pensar en el cuarto de los niños e imaginar un huracán. Entre los pequeños corriendo y jugando y el desorden que dejan, aparentemente resulta muy difícil garantizar un espacio seguro para ellos. Por eso es determinante enseñarles desde temprano la importancia de mantener un cuarto ordenado y limpio; tendrán más espacio para jugar y se sentirán mucho mejor.

 

Debemos considerar que la distribución de la habitación sea no solo funcional, sino también divertida. Organizar su cuarto puede ser una actividad lúdica que los involucre; con ella aprenderán a ser más autónomos y siempre encontrarán lo que buscan. Hoy hay muchas ideas y opciones de almacenamiento que permiten mantener un cuarto ordenado ¡y padres menos agotados!

 

Te podria interesar: ¿ Que son tecnicas de almacenamiento  y para que sirven ? 

 

La solución: educación y diversión

 

Muchas veces los padres cuentan con poco tiempo para compartir con sus hijos durante la semana, pues al llegar del trabajo se dedican a recoger el desorden y organizar la casa. ¿Qué tal si convertimos esos deberes en una labor conjunta en la que los niños y sus padres puedan compartir tiempo de calidad?

 

Conoce algunos consejos que te facilitarán el trabajo y que beneficiarán a tus hijos física y mentalmente, pues está comprobado que los espacios ordenados crean menos estrés y permiten una mayor concentración:

 

1. Aprovecha todo el espacio: conoce y distribuye el área con la que cuentas; compra mobiliario funcional como camas con gavetas, baúles, cajones y organizadores modulares que se adapten a los diferentes espacios y que vayan a tono con la decoración del cuarto, o cajas o baúles en forma de animales, barcos, etc. Considera, por ejemplo, adquirir muebles con cama arriba y escritorio abajo. Los cuartos de los niños incluyen muchas cosas: deben tener espacios para descansar, para jugar y para estudiar. Las dimensiones de cada uno dependen de las prioridades consideradas por los padres.

 

 

2. Organiza por categorías: cada cosa en su lugar. Asigna un espacio para la ropa, otro para los libros, otro para los juguetes y así sucesivamente. Se sugiere escoger estantería abierta y pequeña, de modo que todo esté visible y al alcance de los niños; esto les permitirá ser más autónomos al momento de buscar y ordenar sus cosas, incluso para vestirse. La ropa es recomendable doblarla y organizarla de manera vertical —como libros— porque visualmente es más amigable y a los niños se les facilitará acceder a ella. Siempre es recomendable usar etiquetas y colores para organizar cada categoría. Aquí Pinterest es un aliado: hay miles de ideas que podemos usar para armar un área de juegos con los juguetes clasificados por tamaño o color. Los libros se pueden organizar por género o tamaño y deben estar en el área de estudio. Para la ropa hay diferentes posibilidades de organizarla: por tipo de prenda, color o frecuencia de uso.

 

 

3. Deshazte de lo innecesario: por un lado tenemos la ropa y los juguetes que el niño ya no usa, bien sea porque ya no le sirven o porque no le agradan; una buena opción es donar estas cosas. Por otro lado están algunas pertenencias que de momento solo estorban porque aún no se usan, pero servirán más adelante. En estos casos una minibodega es la mejor solución para mantener las pertenencias seguras e impedir que se desgasten antes de empezar a usarlas. 

 

Cuando nace un bebé –o antes— es común recibir regalos para diferentes edades —ropa, juguetes e incluso mobiliario— y no sabemos qué hacer con ellos porque no tenemos suficiente espacio. Estas cosas las podemos guardar en una minibodega, para utilizarlas y volverlas a guardar siempre que se necesiten. Ni hablar de las pertenencias que se guardan para los hermanitos o primos en camino o esas cosas que encontramos en descuento y que sabemos que los niños van a necesitar en el futuro.

 

4. Adecúa espacios educativos y recreativos: es muy importante que los niños tengan un espacio para hacer sus deberes escolares y otro para jugar. Lo ideal es que estén separados —aunque sea en el mismo cuarto— pero que sepan reconocer las diferencias y que hay espacios y momentos para cada cosa. Esto permitirá que se concentren más en sus actividades. 

 

La idea es habilitar un escritorio para el computador y un espacio para el morral y los cuadernos; y en el mismo espacio instalar un mueble para los libros y otras herramientas para estudiar, como lápices, colores, borradores, crayolas, etc. Los tableros pequeños son ideales para apuntar las actividades pendientes. 

 

Por su parte, el área de juegos debe ser un espacio grande, para que el niño pueda moverse y desarrollar sus competencias motoras. Contar con un espacio para tareas manuales es genial; por ejemplo, una pequeña mesa donde los niños puedan pintar y dibujar, actividades que fomentan la creatividad y el sano desarrollo.

 

Aprende las mejores tecnicas de autoalmacenamiento 

 

Si tienes en cuenta estos consejos y estableces un sistema fácil de comprender para los pequeños de la casa, se sentirán felices de ayudar a mantener el orden. Además, a medida que crecen van asumiendo el espacio como propio y se vinculan emocionalmente a él.

 

La organización es la clave para formar niños más autónomos, responsables e independientes. Ordenar el cuarto todos los días los beneficiará con un espacio limpio y accesible, y les permitirá organizar sus ideas, pues el orden se convierte en un hábito y se vincula a todos los aspectos de su vida. No se trata de criar niños rígidos sino organizados y eso puede hacerse de manera divertida.